Cómo elegir el nombre de tu bebé

¡No nos engañemos chicas! La gran mayoría de nosotras ya sabíamos desde que teníamos 14 años cómo se iban a llamar nuestros bebés. Y es que formaba parte de nuestros juegos infantiles imaginar que éramos mamás y pensar con nuestras amigas la lista de nombres que guardaríamos bajo llave para el futuro. No obstante, si no es ese tu caso, ya no recuerdas qué hiciste con esa lista mágica o han pasado tantos años que ya no te convencen las fantasías que tenías de pequeña, ¡no os preocupéis! Vamos a daros algunos trucos que os ayuden a decidir el nombre de vuestro bebé, o al menos que os hagan pensar un poco sobre el tema.

Lo cierto es que elegir el nombre del bebé es una decisión que en mayor o menor grado suele preocupar a los padres. Algunos lo tienen claro desde el principio y otros tardan todo el embarazo en decidirse, pero lo importante es que sea un nombre que os guste a los dos, y que haga que vuestro bebé sea especial. Estas son algunas de las ideas a las que más se recurre hoy en día:

  • La familia. Seguro que muchos de vosotros heredasteis vuestro nombre de vuestros padres, o de vuestros abuelos, o de esa tía tan especial que siempre estuvo a vuestro lado cuando eráis pequeños. Una tradición muy típica hace algunos años y que hoy en día, aunque en menor medida, sigue utilizándose para dar nombre a los últimos en llegar a la familia. Sin duda, es motivo de orgullo poder compartir nombre con aquellos que te mostraron su cariño y estuvieron a tu lado a lo largo de gran parte de tu vida. Nombres como Ana, María, Juan o Antonio son algunos de estos clásicos.
  • Personajes conocidos. Cada vez está más de moda elegir el nombre del bebé basándose en personajes conocidos del momento; iconos del deporte, de la música o de la prensa en general. Lo cierto es que dentro del mundo de las celebrities surgen nombres originales que enamoran a muchos padres y que no dudan en utilizar la misma idea para su bebé. Así, nombres como Leo, Charlotte, Marc, Letizia, Sasha, Dante o Mateo han sido tendencia en el último año debido a la fama y la repercusión mediática de sus padres.
  • Cine o Literatura. Los más poéticos y soñadores buscan elegir el nombre de su bebé entre personajes imaginarios de la literatura o el cine, nombres que gozan de una gran personalidad y que en todos los casos tienen una larga historia detrás que contar. La adorable Amelie, el atractivo Noah, o el bailarín Elliot son algunos de estos ejemplos extraídos de clásicas obras del mundo del cine. Más recientemente, nombres como Elsa o Riley se han convertido en primeras opciones gracias a la repercusión de películas de animación tan taquilleras como Frozen.  Y qué decir de la influencia de una saga como la de Star Wars, que ha dado lugar a nombres como Leia, o Luke, y cuyo éxito y pasión traspasa generaciones.

Estas son solo algunas ideas y criterios que pueden ayudaros y orientaros para la elección del nombre de vuestro bebé aunque la lista realmente puede ser todo lo larga que vuestra imaginación quiera. Tampoco dejéis de echar un vistazo al Libro de Los Nombres, todo un clásico editorial sobre el tema y si queréis ir más allá, siempre podéis hacer como la pareja de esta noticia y dejar que una empresa especializada en naming elija el nombre de vuestro bebé, un bebé con marca personal. De algo estaremos seguros, cuando de mayor os pregunte por qué elegisteis ese nombre, tendréis una historia original que contar.

Libélula Handmade también piensa muchas veces en el nombre de los más pequeños, que al fin y al cabo son los que deben sentirse a gusto con la ropa que fabricamos expresamente para ellos. Precisamente de esta fuente de inspiración surgen prendas tan originales como el “Vestido Noa” o el “Vestido Samsa”, vestidos con personalidad y nombre propio que hemos incorporado este año a la colección de otoño-invierno. ¿Todavía no los conocéis?

Como elegir el nombre de tu bebe Libelula Handmade

¿Por qué se dice que los bebés los traen las cigüeñas de París?

Todos hemos oído alguna vez esa leyenda que dice que los bebés vienen de París, envueltos en pequeñas sábanas y mecidos por el viento gracias a las cigüeñas. Ya sea porque nos lo contaron nuestros padres de pequeños para explicarnos de dónde venían los bebés, o nuestros abuelos cuando nos leían cuentos, o bien porque lo hemos visto en alguna película de dibujos animados… sea como fuere, a más de uno seguro que os sonará esta historia.

Lo cierto es que no deja de ser una fantasía que nos gustaba imaginar cuando aun éramos niños, pero aun así, años más tarde, tampoco nos sorprende escuchar a alguno de nuestros amigos diciendo “ya le hemos escrito la carta a la cigüeña” o a nuestros familiares impacientes preguntando “¿cuándo viene la cigüeña de París?” para hablar de un bebé que está en camino.

El origen de esta fábula se encuentra precisamente en una pequeña región de Francia: Alsacia. Se dice que una noche dos cigüeñas montaron su nido en lo alto de una casa de este pueblo, en la que vivía desde hacía años una joven pareja. Pasado un tiempo, las cigüeñas emigraron y tras su vuelta, los jóvenes tuvieron un bebé. Los felices padres y todos los habitantes del lugar creyeron que el viaje de las aves había dado fruto al nacimiento y que el bebé que vino al mundo había sido traído por ellas. Con el tiempo, y motivado por el simbolismo que todos los padres fueron dando a esta historia, Alsacia fue sustituida por París en el cuento, ciudad que, ya por aquel entonces, era conocida como la ciudad del amor.

Dejando a un lado lo imaginario de esta historia, las cigüeñas son aves que siempre han sido símbolo y referente de la maternidad, entre otras razones, por el especial cuidado con el que protegen a la familia y la extraordinaria dedicación con la que elaboran el nido, pilar fundamental para su crecimiento. Precisamente por ello, no es de extrañar que esta dulce historia se haya mantenido viva con el paso de los años, y que las cigüeñas sean sus protagonistas, pues no hay mejor reflejo que ellas en el mundo animal del amor y el cariño con el que unos padres viven la experiencia de dar a luz a un nuevo bebé.

En Libélula Handmade también nos gusta imaginar cada día y por eso hemos creado nuestro particular grupo de cigüeñas, que son las encargadas de hacer llegar la ropa que fabricamos con ilusión a las casas de los más pequeños. Y tú, ¿todavía no le has escrito una carta a la cigüeña?

Pasitos de bebé

La semana pasada inaugurábamos nuestro nuevo Blog y aprovechábamos la ocasión para hablaros del momento de estrenar la ropa de nuestros bebés. Hoy queremos explicaros el porqué de esas tres palabras que dan nombre a nuestra página, aunque seguro que casi todos ya lo habéis imaginado.

Y es que… pocas situaciones hay tan emocionantes en el desarrollo de nuestro bebé como el instante en que se decide a dar sus primeros pasitos. Nuestro pequeño se vuelve más autónomo y curioso, y ya nada le frena para lanzarse a la aventura de explorar todo lo que encuentra a su alrededor.

Cuando llega este momento tan esperado, es bueno seguir algunas pautas para ayudar a nuestro bebé a cambiar de perspectiva y al mismo tiempo, protegerlo de los obstáculos que se encuentre en el camino:

  • Establecer medidas de seguridad en casa. Los muebles de la casa se convierten en tremendos peligros para el bebé cuando empieza a soltarse y moverse libremente: esquinas de las mesas, enchufes, objetos frágiles, etc. Asegurar estas zonas os aportará una mayor tranquilidad aunque no dejéis de quitarle un ojo de encima al pequeño.
  • Los primeros pasitos mejor descalzos. A pesar de lo que habitualmente se cree, los especialistas recomiendan que el bebé empiece a dar sus primeros pasos descalzo, dada la mayor seguridad y el equilibrio que le proporciona apoyar la planta de sus piececitos sobre el suelo. No obstante, esto no siempre es posible, por lo que para esas situaciones en las que no podemos dejar a nuestro bebé con los pies al aire, os recomendamos que incluyáis en su pequeño armario unos patucos cómodos que le permitan libertad de movimientos. ¿Habéis visto ya los patucos caracola de Libélula Handmade? Flexibles y ligeros, con ellos… ¡vuestro bebé creerá que va descalzo!
  • Realizar ejercicios que estimulen los pasitos del bebé. Existen muchas formas de colaborar con vuestro bebé en sus primeros pasos, juegos y actividades con las que además os divertiréis en familia. Sujetarlo desde atrás y avanzar con él por toda la casa, colocarnos al otro lado del pasillo y animarle a que venga a nuestros brazos, o colocar sus juguetes a su altura para que se divierta a la vez que trata de incorporarse, son algunos ejemplos que podéis poner en práctica.

En Libélula Handmade tenemos la filosofía de avanzar con pasitos de bebé en todo lo que hacemos; sin prisa, pero pisando fuerte y seguro, con mucha curiosidad y sin dejar de prestar atención al mundo que nos observa. Sabemos de la importancia de rodearse de gente que te apoye y te levante cuando tienes algún tropezón o algún que otro coscorrón con la esquina de la mesa, y si algo nos llama la atención, corremos hacia ello sin dudarlo un segundo. Solo podemos agradeceros que vosotros estéis siempre al final del pasillo para recibirnos con los brazos abiertos y lanzarnos a explorar otro día más.

Pasitos-de-bebe-Libelula-Handmade

5 Consejos antes de estrenar la ropa de tu bebé

Ya se han terminado las Navidades y seguro que una buena parte de los regalos que los Reyes Magos y Papá Noel han dejado en casa llevaban el nombre del más pequeño de la familia. Juguetes, peluches, complementos… y lo que más estabas esperando; ropa nueva para el bebé.

Las ganas de estrenar los nuevos conjuntos son enormes, y más en esta época del año en la que puedes hacer todo tipo de combinaciones con la ropa de invierno para que tu bebé sea el más guapo del barrio. Todos, en un primer impulso, comprobaríamos que la talla es la correcta, quitaríamos todas las etiquetas y el mismo día vestiríamos a nuestro bebé de estreno. Sin embargo, aunque la ilusión por estrenar la ropa nueva es imposible de contener, es conveniente seguir una serie de precauciones antes de hacerlo:

  1. Eliminar todas las etiquetas. Aunque pueda parecer un consejo muy obvio, lo cierto es que muchas veces no somos conscientes de la cantidad de etiquetas que la ropa nueva lleva incorporada para su comercialización. Lo primero que debemos hacer es asegurarnos detenidamente de retirar de la prenda este tipo de añadidos dañinos para la piel de nuestro bebé y causantes de irritaciones molestas.
  2. Sumergir la ropa en agua con bicarbonato. Desde el momento en que se fabrica una prenda hasta que llega al armario de nuestro bebé, la ropa atraviesa un largo proceso de manipulación. Sumergir la prenda en agua con bicarbonato antes de su primer lavado contribuye a su desinfección, dejándola, al mismo tiempo, con una textura final mucho más suave y agradable.
  3. Lavar la ropa antes de usarla. Para terminar de eliminar todos los agentes químicos de la ropa, debemos lavarla antes de su uso. En muchas ocasiones, los fabricantes añaden sustancias con el objetivo de realzar el color y la apariencia de la prenda y que, sin un previo lavado de la misma, pueden ocasionar graves reacciones en la piel del bebé. Además, durante los primeros seis meses de vida del pequeño, es recomendable lavar todo su armario de forma independiente al resto de ropa de la casa, para evitar su contacto con otro tipo de suciedades o contaminantes.
  4. Elegir un detergente adecuado. Es muy importante elegir correctamente el detergente con el que lavamos la ropa de nuestro bebé, ya que determinados componentes del producto pueden irritar su piel al contacto con la prenda. Por ello, recomendamos el uso de un jabón neutro específico para prendas de bebé que haya sido testado dermatológicamente, además de evitar el uso de suavizantes y otras sustancias artificiales que se añaden al lavado, ya que estos productos son demasiado agresivos para la piel del bebé, especialmente si quedan restos en la ropa.
  5. Aclarar la ropa correctamente. Finalmente, tanto si el lavado lo hacemos a mano como a máquina, es importante asegurarnos de que no queda resto alguno de detergente en las prendas, puesto que los residuos de jabón pueden terminar por irritar la piel del bebé tras el contacto con la ropa. Un buen aclarado con abundante agua puede evitar esta situación.

Y eso es todo, ahora ya podemos tender la ropa de nuestro bebé al aire libre y esperar a que se seque. La luz del sol terminará por eliminar cualquier resto de microbio o sustancia química, y la ropa de nuestro bebé estará ¡lista para ser estrenada!

ropabebe-p

Y hablando de estrenos… ¿Has visto ya lo último de la colección otoño-invierno de Libélula Handmade? Entra en nuestra web y échale un vistazo: Libélula HandMade ¡Estamos deseando estrenarlo todo!

Nueva colección primavera-verano 2015

Empieza a llegar el calorcito y en Libélula Handmade aprovechamos la ocasión para presentar la nueva colección de primavera-verano.

Una colección llena de colorido y comodidad, tanto para niño como niña, siempre con materiales de calidad y con el máximo cariño e ilusión.

Camisetas de rayitas y botones, preciosos vestidos, pantalones, chaquetas y monos. Sin olvidarnos del calzado: sandalias, alpargatas, diferentes modelos de zapatillas tipo “Converse”.

Ya sabéis que a través de nuestra página de contacto nos podéis consultar todas vuestras dudas o hacernos los encargos.

 ¡Esperamos que os guste!

 

Colección primavera-veranos 2015

 

Adelanto colección primavera-verano

En primer lugar queremos agradeceros el apoyo que nos habeis brindado en estos meses puesto que todos los inicios son duros. ¡Muchas gracias!

Os escribimos porque estamos preparando la colección primavera-verano de ropa y complementos para bebé: vestidos, camisetas, monos, chaquetas, chanclas, zapatitos y …¡muchas cosas más!. Todas ellas con mucho color y hechas con muchísima ilusión.

En unos días colgaremos los nuevos modelos en la web pero por ahora os damos un adelanto…. ¡Esperamos que os guste!

 

Ropa de bebé hecha a mano Ropa de bebé hecha a mano Ropa de bebé hecha a mano

Por qué LIBÉLULA??

Uno de los significados más atribuidos a las libélulas es el que refiere a la libertad… En el caso de las libélulas, no se trata de un simple vuelo, sino de la elegancia que desprenden cuando están en el aire… son sus movimientos ligeros, su delicadeza.

Para nosotras es muy importante que nuestra marca Libélula Handmade de ropa de bebé hecha a mano se caracterice principalmente por la comodidad. Queremos que los bebés se sientan realmente cómodos y se puedan mover libremente con materiales apropiados para ellos, con texturas delicadas y agradables.

Se considera a la libélula como un ente luminoso que representa la luz. Posiblemente se deba a sus vibrantes colores. Así, se las asocia al sol y a la felicidad. Por ello, hemos puesto mucho empeño en la selección de los colores, en sus combinaciones. Deseábamos que nuestros modelos desprendieran vitalidad, alegría y equilibrio.

Por último, hay también quienes encuentran en este pequeño insecto un símbolo de la creatividad. Y a eso nos dedicamos… a crear ropa de bebé con auténtica ilusión.

      Ropa de bebé hecha a mano   Ropa de bebé hecha a mano